viernes, 8 de febrero de 2013

Si es verdad, mejor olvidarte


Un día iba a llegar este día. Sabía que pronto, tarde o temprano, esto iba a suceder. Lo primero que sentí, fue miedo. Luego, envidia. ¿Quién había sido capaz?
Inmediatamente pensé que esto era lo mejor. Quizás así, lograba olvidarte. Pero, ¿quién?, ¿quién había sido? ¿y si acaso sólo era una broma? De cualquier modo, no podía evitar el dolor. Creo que esta vez, es mejor así. Que esto finalmente me anestesie, ojalá. Que pueda olvidarte, que vos te olvides -aunque nunca tuviste nada que olvidar- porque todo, lo olvidaste. ¿Esto hará que deje de desearte?, porque el deseo, no se olvida. Yo te quise. Te quise mucho, tanto. Y, aunque no quiera, te quiero. Me pregunto por qué, siempre me pregunto por qué, después de tantos años, seguís siendo tan importante. Si es verdad, quisiera que seas feliz, casi como dice la canción: aunque no sea conmigo.

No hay comentarios: