lunes, 10 de enero de 2011

Ella castiga

Ella camina como una sombra por sus días.
Vigía porque espera el después en el ahora.
Ella castiga mis sueños y los entierra por sus caprichos.
Ella busca en la arena agua y un poco de ruido y no contempla el silencio feliz de los dos.
Ella lo desplaza sin placer ni ganas. Lo posterga sin entender el instante que pierde.
Ella se calcina con su estructura a cuestas y el fuego se apaga y lo debo encender.

No hay comentarios: