martes, 31 de agosto de 2010

Es mejor


Es mejor irse, que aceptar.
Más fácil escapar, cuando hay que hablar.
Mejor no decir nada, para no enfrentarnos a...
Los grandes dolores de la piel, se evaden sin fuego.
Y esto, que anoche parecía eterno, a la mañana se desintegra.
La calma no mejora nada, lo de anoche ya es ayer.
Y las sombras que no vuelven ya no reclaman permanecer.

No hay comentarios: