lunes, 3 de mayo de 2010

Justo medio


De nuevo me puse a pensar sobre la idea de Aristóteles del "justo medio" de las cosas en la que plantea que se deben equilibrar las emociones encontradas para que todo sea agradable (propone a la razón como mediadora). Agrega además que ese mecanismo de pensamiento es la "virtud" que los hombres tenemos para ser felices y explica que la felicidad es no es otra cosa más que la vida conforme a la razón.-
Y un poco de eso hay. Somos virtuosos si sabemos equilibrar males y bienes sin castigar ni lastimar a nadie, y además la felicidad termina resolviéndose con el corazón que con la cabeza y en él también hay razón...

2 comentarios:

Noesperesnada dijo...

Co-razón ¿será así? ¿Habrá razón en el refugio de la pasión? ¿Ser equilibrados será una virtud o la cuna de una vida sin sentido?

Angie Pagnotta dijo...

El equilibrio es necesario, pero también es necesario bordear siempre las líneas del extremo. El equilibrio para mí es eso. Bordear las líneas del extremo, casi pasarlas..casi.
La pasión no tiene razón, es impulso, pulsión y deseo neto.