Bebieron de las piernas del olvido


Hay hombres sin memoria, hombres que prefieren elegir la ignorancia antes que el olvido.
Esos que descorchan cualquier lujo en una noche y luego ni recuerdan el nombre de las piernas que bebieron.
Atentos al detalle morboso, perdiendo el sentido de compaciencia. Eligiendo el egoísmo antes que la mixtura de piel, antes que el desahogo del cuerpo.
Hombres que pierden en un minuto toda agalla de tiempo y memoria. Que se fatigan en la ansiedad hasta morirse ahorcados por el fuego del corazón.
Bebieron de las piernas del olvido hasta agotar su sed perversa, bebieron de mí y de todas nosotras, estúpidas mujeres.
Hombres que circulan, mendigando, robando e implorando sentimientos muertos.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
muy buen relato, ademas muy erotico
saludos
esteban
Milengua ha dicho que…
Hola...
Vos vas a las clases de danza de Sonia Rubba, por casualidad? jaja, te encontré en una pagina de facebook de la escuela de danza y me pareció haberte visto el otro día entonces entre a tu facebook, al blog... lo lei, me gusto mucho lo que escribiste. Yo soy Milena.

Saludos.
Angie Pagnotta ha dicho que…
Hola, gracias Milena, si soy yo. ME alegra que te haya gustado, nos vemos =)