martes, 6 de octubre de 2009

Y...soledad.


Y camino llena de miedos
y nadie me abraza
Y aquella sombra pierde sus brazos en la distancia
y estoy sola, con todo el miedo que eso me da.

Y tengo miedo,
y a la noche no me puedo dormir
y estoy cansada
y suspiro, inevitablemente, como una rutina nueva, como un síntoma de algo

Y sin llorar voy derramando pedazos de mí
Y el tiempo se detiene
Y todo pasa.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

El tiempo pasa, todo pasa.

Angie Pagnotta dijo...

Quizás, y si no?

Anónimo dijo...

Los caminos toman otros rumbos, diferentes al imaginado.

Angie Pagnotta dijo...

Quizás....quizás, nada se sabe...

Anónimo dijo...

El "Quizas" se difuma, se difumo...
Todo se sabe
Se nubla..
se nublo...

Angie Pagnotta dijo...

No sé rodrigo, la verdad no lo sé....

Alberto dijo...

Y sin llorar voy derramando pedazos de mí, que manera de reflejar -en pocas palabras- la batalla por no dejarse caer frente a la aangustiante soledad...

Angie Pagnotta dijo...

Gracias Alberto, te percataste de un detalle muy cierto. Gracias por tus comentarios. Beso