jueves, 22 de octubre de 2009

Velo


Trato de encontar ciertas distracciones que me vinculen conmigo.
Desde la mañana, trato de no pensar tanto en el pasado, sino de despejar mi mente hacia otro lado.
El grito de terror de la noche anterior, el insomnio repentino, la soledad en las sábanas; me distancia de mí , me aleja de lo que necesito.
Es difícil subsistir teniendo aún cuestiones pendientes por resolver.
Intento pertenecerme, hacer lo posible por cautivarme, por distanciarme del miedo.
Intento reír, jugar con los demás a divertirme.
Intento, pero el velo se cae por las noches y es difícil de dominar.

Queda el presente, suficiente para que no falte
En este nuevo destino se construye quizás un camino feliz.
Quiero creer y quererte.
Quisiera también, no sufrir más por imposibles.
Prefiero tus inexactitudes antes que tus mentiras
Prefiero un caos al menos sincero y que valga la pena, antes que la fiebre transformada en un castigo terminal.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Si se corre el velo, podrás ver todo lo que necesites Angie. No dudes en destapar, al menos de a poco ese velo que no te deja verte. Eres maravillosa. Saludos inmensos, carmen

Anónimo dijo...

Una de las cosas que jamas debes olviar es lo importante que sos. el mundo esta lleno de gentes de mierda. gracias por tus posteos, Emi